Exanalista de la OTAN pinta una imagen completamente diferente de la guerra de Ucrania

Exanalista de la OTAN pinta una imagen completamente diferente de la guerra de Ucrania

Baud señaló que Rusia nunca apoyó a los llamados separatistas respaldados por Rusia en Donbass durante los últimos ocho años. Después del golpe de estado de Maidan en 2014, la parte de la población de habla rusa, los civiles, fueron atacados por soldados ucranianos. En ciudades como Odessa, Mariupol, Lugansk y Donetsk, llevaron a cabo masacres. Desde entonces, una guerra civil se ha desatado en el país.

Baud trabajaba como analista del ejército para la OTAN en 2014, cuando su equipo descubrió que las armas de los rebeldes no eran suministradas por Rusia, sino por desertores de habla rusa de las fuerzas armadas ucranianas.

¿Como sabía esto?

Hubo un éxodo masivo, después del cual Baud tuvo que ayudar a reconstruir la imagen del ejército ucraniano. Esto resultó ser un proceso largo y arduo. En el proceso, surgieron milicias paramilitares extremistas, incluido el Batallón Azov.

En 2020, 40 por ciento del ejército ucraniano estaba formado por estas milicias, dijo Baud. Describe a los miembros como fanáticos crueles. Fueron financiados, entrenados y armados por Estados Unidos, Gran Bretaña, Canadá y Francia.

Baud señaló además que el presidente Zelensky anunció el año pasado que tenía la intención de tomar Crimea y envió sus tropas al sur para completar la tarea. En febrero, el ejército ucraniano comenzó a bombardear Donbass a gran escala.

El excoronel agregó que el presidente de los Estados Unidos, Biden, anunció en febrero 17 que Rusia atacaría Ucrania en unos días. Como sabía esto? Desde febrero 16, la población civil de Donbass ha sido bombardeada masivamente por el ejército ucraniano. No obstante, la Unión Europea, los medios de comunicación, la OTAN y los gobiernos occidentales se mantuvieron en silencio mientras esto sucedía.

Tres razones

Parece que la Unión Europea y los países occidentales deliberadamente no dijeron nada sobre la masacre en Donbass porque sabían que provocaría una respuesta rusa, dijo el exanalista de la OTAN.

También señaló que en enero fueron atrapados en Donbass saboteadores con equipo occidental que hablaban polaco. Querían provocar incidentes con sustancias químicas en Gorlovka. Baud dijo que Joe Biden sabía que los bombardeos masivos y los actos de sabotaje conducirían a una invasión rusa.

Según él, hay tres razones para esta guerra: la expansión de la OTAN, la negativa de Occidente a implementar los acuerdos de Minsk y los ataques a gran escala contra la población civil de Donbass en los últimos ocho años.

Las armas occidentales para Ucrania encuentran su camino de regreso a la UE

Actualmente, Occidente envía grandes cantidades de armas a Ucrania, pero es posible que regresen a sus países de origen. De la misma manera que el expresidente estadounidense Barack Obama empoderó a las redes terroristas en Siria, describiendo a los combatientes de ISIS allí como «rebeldes moderados» y armándolos, los fanáticos religiosos en la UE podrían beneficiarse de estas armas. Ucrania tiene la reputación de ser uno de los proveedores de armas pequeñas ilegales más activos del mundo.

Según el analista militar Larry Johnson, los gendarmes franceses informaron que las armas pequeñas y los misiles de superficie ya se habían abierto paso a través de los mercados negros desde Ucrania hasta Francia. Francia es también un polvorín étnico a la espera de estallar.

Una enorme cantidad de armas pequeñas y munición pequeña, armas antitanque y sistemas antiaéreos portátiles constituyen ahora un grave peligro a largo plazo para la UE y el mundo en general, ya que caben en el maletero de un coche y pueden pasarse de contrabando fácilmente a través de las fronteras. .

Las pandillas en Suecia, los Países Bajos y Alemania probablemente ya saben esto.

En esencia, la CIA está estableciendo una nueva al-Qaeda en Europa. “No podría decirles dónde están en Ucrania y si los ucranianos los están usando en este momento”, dijo un alto funcionario de defensa a los periodistas la semana pasada. “No nos están diciendo cada ronda de municiones que están disparando y contra quién y cuándo. Es posible que nunca sepamos exactamente hasta qué punto han usado los Switchblades”.

De hecho, el Departamento de Defensa no tiene idea de quién recibe las armas, según el secretario de prensa del Pentágono, John Kirby.